Los cuadros: 5 razones por las que incluirlos en tu decoración

Los pequeños detalles son los que dan un estilo diferente a la decoración de interiores de una casa. Esta vez, desde Avant Haus, nos queremos parar en el mundo de los cuadros. Una elección muy personal que cambia por completo la decoración de una estancia.

Nos sobran razones para querer poner cuadros por todas partes. Es arte, tienen personalidad y además decoran ¿Qué más razones necesitas? Aquí te damos 5:

1- Un toque personal:

Lo mejor de decorar con cuadros es que hay millones de variedades. Según el estilo que te guste puedes escoger un dibujo u otro para tu cuadro. Es una elección muy personal y todo vale, no hay un cuadro predeterminado en la decoración de interiores. Sólo tienes que elegir, una pintura, una ilustración, una fotografía o cualquier expresión gráfica que quieras y ponerle un marco. Ya está. Si te gusta colócalo en tu pared.

 

2- Estilo geométrico:

Los cuadros siguen un esquema geométrico, ya que, normalmente son cuadrados. Son el elemento ideal para seguir una estética concreta. Es decir, puedes colocar un cuadro para crear una línea visual decorativa. Un mueble de tv, rectangular, con la tv encima, rectangular también y un cuadro encima de ésta crea un marco estético perfectamente estudiado. Seguro que más de una vez has ido a casa de alguien y has alineado un cuadro que estaba torcido y rompía esa estética. Si te gusta la geometría pon un cuadro en tu vida.

 

3- Arte en tu pared:

Los cuadros ante todo son arte. Están en los museos como parte de la historia y ponerlos como artículos decorativos, es una manera de darle el toque cultural y artístico a tu hogar. Una pintura del siglo XVI, una ilustración que compraste en un mercadillo o el cuadro de ganchillo que te hizo tu abuela, cualquier excusa es buena para colgarlo de tu pared.

 

 

4- Cuadros en cualquier estancia:

Una ventaja de decorar con cuadros es que puedes ponerlos en cualquier habitación. En todos los ambientes de la casa van a quedar bien. No resultará extraño ver un cuadro en el baño o en la cocina.

 

 

5- Movilidad total:

Última razón para poner cuadros en la decoración de tu casa es que, de la misma manera que los pones, los puedes quitar. No son un dibujo incrustado en la pared. Los cuelgas y descuelgas a tu antojo. Así que si te aburres de verlos guárdalos hasta que decidas volver a ponerlos o elijas otro.  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong> <font color="" face="" size=""> <span style="">